El Reino Unido está compuesto por Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del norte. Se mantiene bajo la soberanía de los reyes de Inglaterra y la bandera oficial es la Union Jack, tal y como sucede en la mayoría de las ex colonias británicas además como peculiaridad importante es que se conduce por la izquierda, dato a tener en cuenta si se va a viajar en coche .

Es curioso ver cómo han surgido culturas tan diversas dentro de un reducto geográfico aislado.Inglaterra es el país más importante del Reino Unido por peso económico e institucional y su capital corresponde a Londres, ciudad que de por sí justifica una visita a las islas, debido a su enorme oferta cultural y de ocio. También merece la pena visitar la Catedral de York, las ciudades universitarias de Oxford y Cambridge, o el monumento megalítico de Stonhenge, correspondiene a la Edad de Bronce.

Al norte encontraremos Escocia, las Highlands o tierras altas, cumplen con algunos tópicos que uno se espera al llegar: te recibirá gente recia pero honesta, para quienes el whisky resulta un patrimonio casi genético. Y si tienes la suerte de coincidir con una celabración escocesa, como la Noche de Burns, célebre poeta escocés, escucharás a las gaitas sonar y a los hombres luciendo sus trajes de gala: las falditas escocesas. Podrás pasar divertidas noches en la ciudad industrial de Glasgow, pasear por el castillo de la capital Edimburgo, o recorrer sus interminables y verdes colinas, hasta hacer una parada, frente al Lago Ness, para ver si consigues fotografiar a su famoso monstruo .

Al suoreste de la isla se encuentra Gales, ideal para el turismo natural y rural, el país dispone de  tres parques nacionales, y multitud de simpáticas y acogedoras aldeas donde aún se habla galés. La capital, Cardiff es un importante centro turístico del Reino Unido. De origen minero e industrial, se levanta frente al canal de Bristol, ofreciendo un importante patrimonio cultural, ante el que destaca el impresionante castillo y la catedral.

En el segundo enclave insular, encontraras Irlanda del Norte. Ahora en paz tras un conflicto armado de mas de un siglo. Los seis condados de Irlanda del Norte tienen mucho que ofrecer por sus hermosos paisajes y la amabilidad de sus gentes: desde copiosos festivales gastronómicos a ferias equinas. Y un notable patrimonio cultural, con castillos y mansiones sembrando cada rincón de su geografía.

Lugares que no te debes perder

Londres

Londres tiene algo que engancha y a todos gusta, Londres es diversión, cultura, luces y color. Una ciudad capaz de sorprender tanto a quien la visita por primera vez, como a los que se enamoraron de ella y no pueden dejar de visitarla con asiduidad. En Londres podrás sentirte pequeño junto al impresionante Big Ben, contemplar el mundo a tus pies desde el London Eye o presenciar el conocidísimo Cambio de Guardia frente al Palacio de Buckingham.

Higlands ( Escocia )

Las Highlands son la postal que te imaginas de Escocia, una región inspiradora y maravillosa por sus paisajes y su historia. Adéntrate en su naturaleza salvaje y carga las pilas practicando alguna actividad. Explora las muchas montañas y los glens, las imponentes islas y la costa que te llevará hacia la Ruta del Whisky de Malta.

Cardiff

En el centro de la compacta ciudad de Cardiff se encuentra el Castillo donde sus murallas y torres de cuento de hadas ocultan más de 2.000 años de historia.El Museo Nacional de Cardiff alberga las colecciones nacionales de arqueología, geología e historia natural de Gales, así como una de las más exquisitas colecciones de arte de Europa. Además, el Centro del Milenio de Gales es uno de los centros de artes escénicas más variados y animados de toda Europa. Por si fuera poco, hay muchas otras cosas que hacer en la Bahía de Cardiff.